Publicidad

Usted está aquí

Gabriel Ochoa Uribe, símbolo del fútbol colombiano

Las palabras son pocas para agradecer al Dr. Gabriel Ochoa Uribe por tanta gloria

El destino ha intervenido para que esta columna continúe con el tema del fútbol colombiano esta semana. Los fieles lectores recordarán que la anterior estuvo dedicada al profesor Jorge Luis Pinto, actual director técnico de la Selección de los Emiratos Árabes Unidos y justamente allí mencionaba que Pinto se inició en el fútbol como preparador físico de Gabriel Ochoa Uribe, cuando era el entrenador del club Millonarios de Bogotá.

Hay momentos de tristes coincidencias. Cuando envié mi nota a El Correo del Golfo, conocí la triste noticia del fallecimiento del Dr. Gabriel Ochoa Uribe, QEPD, por lo cual, hoy estoy obligado a honrar la memoria del médico, arquero legendario y decano de los directores técnicos de Colombia.

Gabriel Ochoa Uribe fue un joven muy disciplinado, interesado en forjarse como profesional en la medicina y en el deporte, por lo cual se preparó paralelamente en las dos disciplinas. En el fútbol se inicia en 1946 en el club América de Cali y en 1948 pasa a Millonarios de Bogotá. En el 'onceno Embajador' (el mote diplomático de Millonarios, se explica porque fue el primer equipo colombiano en hacer giras internacionales), es donde encuentra el éxito en la difícil posición de arquero. Aparte de cuatro campeonatos nacionales en línea, brillaría a nivel internacional.

Ochoa Uribe, hizo parte de la legendaria nómina que hizo de Millonarios en los años cincuenta, uno de los clubes de fútbol más importantes del mundo. El equipo bogotano gana en España el Campeonato de las Bodas de Oro del Real Madrid en 1952 y en 1953 al lado de Di Stéfano, Pedernera, entre otros, obtuvo la llamada Pequeña Copa del Mundo, que antecedió a la Copa Intercontinental de la actualidad y único torneo mundial logrado por un equipo colombiano, uno de esos logros que por cierta inveterada tradición nacional de no valorar los logros propios, ha pasado desapercibida para los demás.

Ochoa Uribe es contratado como portero del club América de Río de Janeiro en Brasil, en el cual salió subcampeón en 1955. Pero si como futbolista, el Dr. Ochoa tuvo una brillante trayectoria, lo mejor vendría después como técnico. Con Millonarios obtuvo cinco campeonatos, con el equipo rival, Santa Fe, también obtuvo el campeonato y fue el primer técnico en llevar a un combinado nacional a una semifinal de la Copa Libertadores de América. Luego de un receso de algunos años, es contratado por el América de Cali, que en ese momento no había pasado de ser un club muy popular, pero sin mayores éxitos, sin ningún campeonato en su historia.

Dirigiendo al América, Ochoa Uribe logró siete campeonatos y durante tres años consecutivos lo llevó a las finales de la Copa Libertadores, todavía recuerdo cuando el equipo caleño en 1987 perdió inexplicablemente en extra tiempo el título, que muchos colombianos, incluso los que no éramos hinchas del América, ya celebrábamos por su importancia y el fútbol que había desplegado el onceno escarlata. Ochoa Uribe dirigió en dos oportunidades a la Selección Colombia y aunque no tuvo tanto éxito como en los equipos profesionales, se le reconoce por su aporte en el desarrollo de una identidad futbolística que brillaría en generaciones posteriores.

Publicidad

Las estadísticas de Gabriel Ochoa Uribe son impresionantes en el fútbol colombiano, 14 títulos como entrenador y 5 como jugador, es decir que acumula más campeonatos que cualquiera de los equipos que juegan en el rentado nacional. El primer arquero en marcar un gol de campo en Colombia, cuando en un juego contra el Atlético Bucaramanga, al no haber suplentes disponibles, tuvo que reemplazar a Di Stéfano, como jugador de campo y metió un gol que pasó a la historia. Como técnico tiene el mérito de haber dirigido la primera victoria de Colombia al Brasil, en una época en la cual los brasileños eran los amos y señores del balón.

Las palabras son pocas para agradecer al Dr. Gabriel Ochoa Uribe por tanta gloria. Un hombre inteligente que combinó sus dos pasiones, pues su especialidad médica en ortopedia y traumatología le ayudó en decisiones futbolísticas. El gran decano de los técnicos colombianos. Un día le preguntaron de qué equipo era hincha. – Soy hincha del recuerdo, respondió.

Un imprescindible que nos deja gratos recuerdos. Inolvidable.

---------------------

Dixon Moya es diplomático colombiano de carrera, escritor por vocación, lleva un blog en el periódico colombiano El Espectador con sus apellidos literarios, en el cual escribe de todo un poco: http://blogs.elespectador.com/lineas-de-arena/  En Twitter a ratos trina como @dixonmedellin

Aparece newsletter: 
Noticia secundaria con imagen
#comentarios

Añadir nuevo comentario

En portada

El servicio que aún está en fase de prueba tiene por objetivo una experiencia de viaje más fácil a los pasajeros

15/04/2021 - 17:01

Los funcionarios vigilarán los precios y la calidad

15/04/2021 - 09:46

Sin citar a Irán indicó que los países de la región “tienen un significativo interés” en la futura estabilidad de Kabul

15/04/2021 - 09:01

Un portavoz señaló que conversarán con funcionarios emiratíes en un entendimiento mutuo

15/04/2021 - 08:30