Publicidad

Usted está aquí

Un orgullo para España

"En España de Sharjah se desconoce casi todo. También que se trata de un territorio abierto donde cada cual viste como quiere -ya sea hombre o mujer-, donde se siente una profunda pasión por la cultura y donde desde hace años se realiza una inversión millonaria para poner en valor su pasado"

Carmen del Cerro, Miguel Ángel Núñez y Víctor Cid, en Sharjah. (EL CORREO)

Zona libre

Rafael Unquiles
Rafael Unquiles

Los encontré metidos en faena, como corresponde a grandes profesionales que se dedican a remover la tierra para descubrir los secretos que esconde la Historia. A eso llevan dedicándose desde hace más de dos décadas en Sharjah, concretamente en la zona de Mlieha-Al Madam, donde han sacado a la luz un poblado de la Edad de Hierro datado entre el 800 y el 600 antes de Cristo. Al frente de la excavación hoy se encuentra la arqueóloga Carmen del Cerro, pero quien la inició fue Joaquín Córdoba, catedrático de Historia Antigua de Oriente. Ambos pertenecen a la Universidad Autónoma de Madrid

Junto a Carmen estaba en Sharjah Miguel Ángel Núñez, quien se empeña en continuar catalogándose como restaurador a pesar de que su profesión se confunda ahora con la de cocinero. No lo es. Miguel Ángel se dedica a restaurar las piezas que afloran en las excavaciones. Y lo hace magníficamente. Prueba de ello es que se ha ocupado de muchos de los tesoros que se exhiben en el moderno Centro Arqueológico de Mlieha (obligado visitarlo). También acompañaba a la arqueóloga el productor de documentales Víctor Cid, que recogía los detalles de una aventura ‘filmada’ en unos exteriores que para sí hubiera querido Steven Spielberg cuando inició la saga de Indiana Jones. 

Publicidad

Todos ellos -Joaquín, Carmen, Miguel Ángel, Víctor y los otros 70 profesionales que han trabajado y trabajan en la excavación- se esfuerzan en la actualidad por descubrir a España, a través de una exposición que se iniciará este mes en el Museo Arqueológico de Madrid, el pasado de un emirato, Sharjah, que en la Península Ibérica ni siquiera saben dónde se encuentra. De Sharjah, como de Emiratos Árabes, se desconoce casi todo, desde quién la gobierna a cuáles son sus leyes o de qué viven sus gentes. Y, por tanto, también que se trata de un territorio abierto donde cada cual viste como quiere -ya sea hombre o mujer-, donde se siente una profunda pasión por la cultura y donde desde hace años se realiza una inversión millonaria para poner en valor su pasado. Como ven, no todo en el Golfo es petróleo. Para certificarlo basta con darse una vuelta por el campus universitario de Sharjah: mejores y de más nivel no los hay en el planeta.

Escribo esto con una sola intención: concluir que España se debe sentir orgullosa de sus arqueólogos y de sus restauradores. Ellos, como los ingenieros de grandes infraestructuras, y aunque seguramente estén bastante peor pagados, también hacen muy grande la Marca España.

#comentarios

Añadir nuevo comentario

En portada

Las normas indican, entre otras medidas, la prohibición de reuniones de más de cinco personas

28/05/2020 - 08:25

Las banderas en todo el país ondearán a media asta

28/05/2020 - 07:50

La República Islámica lleva años debatiendo una ley que prohibiría los crímenes de honor

28/05/2020 - 07:31

Los vehículos de los emiratíes involucrados en el suceso fueron confiscados

28/05/2020 - 07:18